Vuelven a sacar brillo al Nido de Águilas

0
326
Licenciada Bárbara Bloise, presidenta de la FUPROIN.

Por David Carrasco Director de Bayano digital

Grupos de voluntarios y voluntarias de varias generaciones institutoras acudieron al llamado de la Fundación Pro Instituto Nacional (FUPROIN) para ayudar a la recuperación del deteriorado plantel, en medio de la pandemia de Coronavirus (Covid-19) que azota a este país. 

La presidenta de la FUPROIN, Bárbara Bloise, comentó a Bayano digital que esa iniciativa adquirió preponderancia en una mesa de trabajo interinstitucional con el Ministerio de Educación para privilegiar el rescate del primer plantel de enseñanza media de este país, declarado Monumento Histórico Nacional en 1971.

La dirigente de FUPROIN resaltó que la actividad, organizada bajo el lema “Sácale Brillo a la Historia”, abarcó jornadas de limpieza y pintura de las paredes de los salones de clases. “Con ello, se intenta demostrar que se puede obtener una escuela de primer mundo“, en un plantel que ha sido cuna de rebeldías y luchas por la soberanía de este país, acotó.

“La Educación sigue siendo el mejor camino para elevar la condición del pueblo panameño,. Por ello, estamos en el Nido de Águilas, sacándole brillo a la Historia”, puntualizó Bloise, mientras una brigada de institutores e institutoras pintaba las aulas y arreglaba los jardines, previo al reinicio de clasesv presenciales en forma segura.

Aclaró que la jornada de trabajo voluntario reunió a egresados desde1957 a 2020, inspirados en el deseo de “elevar la autoestima de todas las generaciones institutoras, aumentar la capacidad de resiliencia y la respuesta individual y colectiva en momentos de adversidad, así como afianzar el sentido de pertenencia y el amor a la Patria”.

Recordó que la FUPROIN ejecuta un programa de tutorías para reforzar el conocimiento estudiantil. Cada año, organiza caminatas al Cerro Ancón, talleres sobre Derechos Humanos y el tradicional Desfile de Antorchas en la ciudad capital, en concordancia con la restauración del centro educativo.

Colaquito Cortez ayudó a pintar el Nido de Águilas. (Foto Bayano).

Al respecto, el músico y compositor Colaquito Cortés, egresado del Nido de Águilas en 1964, manifestó a Bayano digital que el encuentro íntergeneracional para recuperar al plantel del olvido, es una tarea y un compromiso nacional.

Cortez dijo que se siente orgulloso de volver al Templo del Saber con una brocha en la mano para pintarlo. Subrayó que “al Alma Mater no la olvidamos jamás“, debido a su papel en la formación de la conciencia de los panameños.

El artista rememoró que integrantes de la generación de 1964 ingresaron ese año a la antigua Zona del Canal de Panamá, bajo dominio de Estados Unidos, para enarbolar banderas y demandar soberanía plena en aquel valioso territorio enajenado.

En las tareas de limpieza y pintura en el Nido de Águilas participaron unidades de Mantenimiento del Ministerio de Educación, autoridades del colegio, el cuerpo docente, alumnos y ciudadanos que suministraron equipos e hicieron donaciones.

Institutoras de la promoción 1970 sacan brillo a la Historia. (Foto Bayano).

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here