Médicos exigen protección en medio de amenazas de pandilleros

0
203
Médicos en el Hospital, intentando salvar vidas. (Foto de Archivo).

(Redacción de Bayano digital)

Dirigentes de la Asociación de Médicos Intensivistas (ASPAMI) y profesionales de la Salud que luchan contra la pandemia de Coronavirus (Covid-19) solicitaron al gobierno protección ante amenazas de pandilleros contra personal del Hospital Santo Tomás, en la capital panameña.

En un comunicado distribuido en todo el país, los médicos aclararon que “hemos brindado nuestro esfuerzo incondicional para lograr la recuperación de la mayoría de los pacientes críticos afectados por el Covid-19”. Sin embargo, indicaron que, pese a esos esfuerzos, han recibido amenazas físicas y psicológicas de personas que perdieron a familiares a causa de la pandemia en expansión.

Los médicos advirtieron sobre el cansancio, el estrés y la fatiga física y emocional de las enfermeras, terapeutas respiratorios, técnicos de radiología, fisioterapistas, laboratoristas, auxiliares, personal de aseo y administrativos, y exigieron que sea garantizada la integridad de esos abnegados trabajadores de la Salud.

Asimismo, personal médico del Hospital Santo Tomás exigió el pronto suministro de mascarillas N95 y equipos de bioseguridad para garantizar las medidas de bioseguridad que requiere el personal hospitalario que recibe a pacientes en ese nosocomio.

Uno de los peligros en el entorno de la Salud, es la transmisión aérea de ciertas enfermedades infecciosas, como el virus causante de la pandemia. El potencial de exposición no se limita a los médicos, enfermeros, sino al personal de apoyo que atiende directamente a pacientes encamados.

De allí, la importancia del uso de mascarillas con alto nivel de protección e indumentaria adecuada en el manejo de pacientes infectados, en cumplimiento de los protocolos de bioseguridas previstos en todo el mundo.

En los últimos meses, varios médicos entregaron sus vidas en defensa de la Salud Pública, al socorrer a pacientes enfermos, y sus colegas han reclamado en medio de esos esfuerzos titánicos que no sea privatizada la seguridad social en Panamá.

A su vez, integrantes de la clase institutora de 1970 emitieron un comunicado para llamar la atención del gobierno sobre la necesidad imperiosa de proteger en forma adecuada a los profesionales de la Salud que realizan esfuerzos humanos para tratar de recuperar a los pacientes afectados por el Coronavirus.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here