La lucha del comandante Torrijos sigue vigente

0
157
Omar Torrijos, un líder seguido por su pueblo.

La lucha del comandante Torrijos sigue vigente

Por Elías Ríos
Sociólogo y analista político
Cedula: 8-376-438

La situación política en el Panamá se caracteriza por la peor corrupción en comparación a los acontecimientos previos a 1968. Es singular, en tanto la población percibe las acciones de los partidos tradicionales en componendas alejadas de la solución de los problemas agobiantes de los sectores desposeídos.

No obstante, es oportuno preguntar cuál ha sido el papel de la cúpula del socialdemócrata Partido Revolucionario Democrático (PRD), fundado por el general Omar Torrijos, ante el tema de la corrupción y el despojo imperante y generalizado en este país.

¿Con qué sentido se vislumbra una alianza con sectores políticos que han sido vinculados y envueltos en escandalosos actos de corrupción jamás vistos con tanta intensidad?, ¿Qué se pretende sostener por encima del propósito y esperanza de hombres y mujeres humildes que lucharon por la construcción de un país soberano, decoroso y verdaderamente democrático?

Conviene formular otras preguntas adicionales: ¿Qué intereses hay en juego y qué se busca con esas acciones que desdicen sobre el papel de los torrijistas en un momento en que se debate la nación?, ¿Dónde quedó el legado de la Salud, la Educación y la Cultura?, ¿A dónde fue a parar el ideario del hombre que, con gran liderazgo, transmitió a las nuevas generaciones lo mejor de la lucha a favor de una nación independiente y soberana?

Recuerdo que demandábamos al comandante Torrijos la creación de un partido político que diese continuidad a la lucha patriótica que costó lágrimas, sangre y sacrificio, principalmente de la juventud. Omar nunca imaginó poner en marcha una organización clientelista como la actual. Hablaba de un partido programático, de nuevo tipo, ligado con las masas populares, para concretar el perfeccionamiento de la soberanía y la liberación nacional.

Pese a todo, aún hay un torrijismo que surge de las entrañas del pueblo y crece como la arena innumerable a orillas del mar. Torrijos desarrolló una política ligada al pueblo para el pueblo, y no para servirse del pueblo, y de solidaridad y amistad efectiva con países que luchan por la dignidad, soberanía e independencia de sus territorios ocupados.

Como lo señalaba muy bien el filósofo y matemático “Chuchú” Martínez, el torrijismo es una política económica proyectada hacia la creación de un Estado productor, lo contrario de lo que está ocurriendo hoy, a través de la pérdida del patrimonio nacional. El torrijismo se fundamentó siempre en la esperanza y capacidad de dialogo, participación y acción revolucionaria.

Corresponde a la juventud militante y a los movimientos sociales de vanguardia dirigir las acciones para no entregar este país a los aviesos interés oportunistas que proliferan, ni dejar caer las banderas del torrijismo ¡Viva Omar Torrijos y su contribución histórica, soberana y patriótica a la causa de los panameños, que resisten las sucesivas embestidas del capital financiero!

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here