Las garras del cóndor

0
78
Jóvenes torrijistas avanzan hacía el Cerro Marta, la zona montañosa donde cayó el avión del general Torrijos.

Las garras del cóndor

Por Stella Calloni

El 26 de febrero de 2006, el economista estadounidense John Perkins confirmó en Panamá que agentes de la CIA asesinaron en 1981 al general panameño Omar Torrijos, cuyo avión se desplomó el 31 de julio de aquel año en una zona montañosa.

Perkins, autor del libro Confesiones de un asesino económico [también publicado con el título Confesiones de un sicario económico], que figura en la lista del New York Times entre los más vendidos, dijo al diario La Prensa de Panamá que durante su vida activa como economista recibió la misión de “disciplinar” al gobernante panameño, para que aceptara las “recetas” del Banco Mundial, encaminadas a una mayor dependencia de su país de Washington.

“Torrijos era un obstáculo para la CIA. Como yo fallé con Torrijos, que no aceptó mis negocios, sabía que los chacales de la CIA le caerían detrás de mí”. Las exigencias que planteó a Torrijos por instrucción de Washington eran préstamos millonarios para la construcción de megaproyectos, pero sólo provenientes de fondos de corporaciones de Estados Unidos, lo cual desembocaría en la dependencia externa de esa nación.

Torrijos se opuso y sospechosamente murió el 31 de julio de 1981 en un presunto accidente aéreo, cuando el avión en que viajaba se estrelló en una zona montañosa al norte de la occidental provincia de Coclé.

Moisés Torrijos, uno de los hermanos del general, sostuvo durante años la tesis de que el supuesto accidente fue, en realidad, un plan de la CIA denominado Halcón en Vuelo, para impedir la proyección política revolucionaria en Centroamérica. Torrijos se había convertido en una figura clave para la lucha por la liberación en Centroamérica.

En los últimos tiempos también surgieron documentos sobre los intentos de grupos terroristas cubanos de Miami para asesinar a Torrijos. Campesinos de la zona donde cayó el avión escucharon una explosión, seguida de otra que produjo el choque contra una montaña, en una mañana soleada [¿“mañana soleada”?]. También el avión pudo haber sido víctima de las nuevas tecnologías que llegaron en los años ’80 al Comando Sur, estacionado en la Zona del Canal de Panamá que dislocaban los instrumentos de vuelo.

Torrijos y León [se refiere a Jaime] Roldós, figuraban como “gobernantes izquierdistas” de Panamá y Ecuador que molestaban a la política de Estados Unidos, en el documento Uno del Grupo de Santa Fe (los fundamentalistas conservadores estadounidenses). Y los dos murieron en accidentes de aviación el mismo año. Roldós el 24 de mayo de 1981 y Torrijos el 31 de julio. En el caso de Roldós, el avión de pasajeros en que viajaba estaba fuera de su ruta y los testigos del lugar escucharon una explosión. El avión se desintegró en el aire.

El 8 de mayo de 1987, el ex agente de la CIA John Stockwell, declaró en una entrevista con el periódico Excelsior, de México, que esa institución de inteligencia de Estados Unidos asesinó a Torrijos y al líder de Suecia, Olof Palme (en 1986).

Aclaración de Bayano digital:

Este artículo fue remitido a nuestra redacción por la escritora e investigadora panameña Dalys Vargas, quien critica que el mismo no haya referencia a los traidores internos que conspiraron contra la seguridad de Torrijos y el proceso de liberación nacional.

Deja un comentario