Saúl Méndez: “El FAD irá a las urnas con oferta electoral digna, contra la política de la chequera”

 El FAD está listo para ingresar al torneo electoral del 2019 y defender un proyecto político transformador que describe como profundamente humano.

0
159
Saúl Méndez, candidato presidencial del FAD. (Foto Bayano).

Por David Carrasco

El candidato presidencial por el partido Frente Amplio por la Democracia (FAD), Saúl Méndez dijo que concurrirá a los comicios generales del 5 de mayo bajo el lema “Por una patria para todos” y con una “oferta electoral digna, contra la política de la chequera” del clientelismo electoral de elites partidistas.

Méndez conversó con Bayano digital tras la realización en la capital panameña de un congreso nacional en el que fueron elegidos en forma democrática 175 candidatos del FAD que competirán por cargos de elección popular, como parte de un proceso interno que debe culminar en enero de 2019, con la activa incorporación de fuerzas patrióticas.

Reseñó que “el pueblo de Panamá es el sujeto histórico de las transformaciones y los cambios profundos”, y que es necesario generar respuestas justas a una población que sufre a causa de la imposición de un “modelo económico agotado”, que genera inequidad, castiga a los sectores productivos y mantiene en la miseria a indígenas y campesinos socialmente excluidos.

Oferta electoral

La oferta electoral y política del FAD pasa por 20 medidas urgentes, entre ellas la Constituyente Originaria Autoconvocada ‒integrada por representantes de los sectores sociales (obreros, campesinos, indígenas, empresarios honestos, educadores y otros profesionales‒, que asumiría los poderes del Estado, con el objetivo de generar desarrollo humano y sustituir las viejas estructuras que sustentan el modelo de explotación,

Méndez precisó que el programa del FAD privilegia un plan para dar impulso a los sectores primario y secundario de la economía (entiéndase la actividad agropecuaria e industrial), con el objetivo de que en este país haya desarrollo económico y generación de empleo de calidad, para que los trabajadores tengan estabilidad laboral, prestaciones sociales y derecho al Seguro Social.

“Hemos planteado apoyar al sector agropecuario, a través de préstamos blandos a los productores, el suministro de granos, insumos, así como la transferencia de tecnologías eficientes y la compra de productos nacionales”, en vez del desmedido modelo de importación masiva de alimentos, puntualizó el candidato presidencial en la definición de su compromiso de campaña.

Reto educativo

Méndez detalló que el FAD respalda el aumento de capacidades educativas de Panamá y que ese esfuerzo debe abarcar desde el nivel pre escolar hasta la universidad, con la asignación de recursos económicos del Estado. De hecho, la oferta electoral prevé destinar al sector Educación el seis por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), más una parte de los excedentes de los ingresos anuales que percibe el Canal de Panamá.

Subrayó que los estudiantes merecen una Enseñanza digna y de calidad en escuelas y colegios, con el uso de equipos didácticos actualizados, y no las maltrechas “escuelas rancho” (chozas) en las que maestros imparten clases a causa del abandono oficial y la ausencia de programas. En ese sentido, propuso diseñar una oferta de postgrados y maestrías en Pedagogía, para que los docentes mejoren su nivel de instrucción.

“Hay que repensar (examinar) el pensum académico actual, las materias humanísticas, e incorporar a la enseñanza la ciencia y la tecnología que demanda el mundo. Asimismo, se debe recuperar para los estudiantes los espacios democráticos en los planteles educativos, como el derecho de participación de las federaciones y asociaciones estudiantiles, y vincular a los padres de familia a esas actividades”, remarcó el dirigente del FAD.

Salud para todos

Méndez cuestionó el deficiente modelo sanitario e insistió en afianzar a Salud preventiva en la población. “Tenemos un planteamiento a favor de las Salud preventiva, para sustituir al sistema de Salud curativa”, ya que ello ahorraría los fondos que el Estado destina a gastos hospitalarios y al tratamiento de enfermedades crónicas. Añadió que Salud no es sólo el suministro de medicinas, sino el acceso al agua potable y a los alimentos.

Reforma tributaria y política migratoria

En una reflexión sobre las prioridades nacionales, el candidato presidencial del FAD abogó por una política tributaria progresiva, que significa que quienes obtienen más ganancias paguen más al fisco, para garantizar la comida a los que mueren de hambre y oportunidades de empleo a 242.000 jóvenes que no trabajan ni estudian y los 192.000 que jamás han pisado un aula escolar.

Adujo que Panamá necesita una reforma tributaria adecuada y una política migratoria seria. Aclaró que “lo fundamental es poder fundar un nuevo Estado, a través de la Constituyente, combatir la corrupción, la podredumbre y las mafias que han gobernado y saqueado los recursos del Estado y del pueblo panameño”.

Delegados al congreso nacional del FAD e invitados de organizaciones sociales. (Foto Bayano).

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here