El Dedo

0
158

El Dedo

Por Niko Jones

  • Llegó el minuto 80 y aparecieron más fantasmas de los que esperaba el “Bolillo” Gómez. El mayor fantasma para “La Roja” canalera se llama Lionel Messi. Llevó a la cancha La Pesadilla en la Calle Elm y nos dejó un 5-0 horroroso.
  • En la provincia de Colón, quieren zamparle más goles a los coloneses. Ellos saben que tras cada escándalo, algo le quitan a la gente pobre. Esta vez, es el empleo. Mañana serán costas y entradas al Canal de Panamá. Es hora de ponerse las pilas.
  • Y ya que hablamos de asuntos canaleros, conviene reiterar la pregunta: ¿estará todo listo para la inauguración de las nuevas esclusas? La población supone que no hay boletos de oro para blancos y boletos de plata para negros y zambos.
  • El próximo 14 de febrero Ricardo Martinelli, el súper agente 99, y “Toro” Pérez Balladares prometen dejar a un lado sus caprichos y brindar en Miami por su nueva, grandiosa y linda amistad. ¡Qué gran ejemplo y filosofía de supermercado!
  • En las playas de la región de Azuero han visto a las tortugas caminando más lentas que de costumbre ¡Son tiempos de tortuguismo y de moscas!, exclamó un biólogo experto en reptiles quien leía cómodamente el libro El Caudillo.
  • El embajador de Estados Unidos en Panamá, John Feeley, se acostumbró a faltarle el respeto al gobierno. Pero, Bayano digital le respondió que el intervencionismo no paga. Un curso de Dale Carnegie no le vendría mal al embajador de marras.
  • Los magistrados pidieron a la población panameña confiar en el sistema de Justicia, después que un juez dio casa por cárcel a un jefe de banda, a quien supuestamente querían liquidar. ¿Se atreverán a enviar al juez a la misma celda del pandillero?
  • Definitivamente, la Justicia es ciega, sorda y muda. Todavía no encuentran el multimillonario botín que se llevaron los chicos malos del gobierno pasado. Hay gente que está pagando “mandas”, para ver si aparece la plata, el santo y la limosna.
  • Las televisoras locales han empezado a producir series y episodios de terror. Se han percatado de que muchos televidentes son verdaderos zombies y que a este país podrido se lo pueden llevar la Tulivieja y los duendes apestosos.
  • El presidente Varela todo lo ve transparente. Tal vez nos pueda decir dónde está “Gucci”, el perrito peludo que le robó el corazón a Panamá. La mascota tenía su propia pijama con el lema del Partido Panameñista. ¡Eso se llama lealtad!

Deja un comentario