Aumenta desempleo y afecta a más jóvenes en Panamá

0
52
La Feria de Empleo atrae a gran cantidad de jóvenes. (Foto: Crítica).

Aumenta desempleo y afecta a más jóvenes en Panamá

Por Juan Jované
Economista y ex candidato a Presidente de la República

Los resultados de la Encuesta de Mercado Laboral de agosto de 2016, recientemente publicada por el Instituto Nacional de Estadística, y Censo, muestra la creciente dificultad que el país sufre en términos de la ocupación de su fuerza de trabajo. Esta refleja que por segundo año consecutivo la tasa de desocupación se ha incrementado, al alcanzar al 5,5% de la Población Económicamente Activa (PEA). Se trata de un fenómeno generado por la creciente desaceleración que se ha observado en la economía, la que ahora se caracteriza por un ritmo de crecimiento incapaz, dado el incremento de la productividad, de absorber suficientemente el crecimiento de la oferta de fuerza de trabajo.

Esta encuesta también confirma que el problema laboral es especialmente agudo para los trabajadores jóvenes. Esto se visibiliza en el hecho de que para las personas de entre 20 y 24 años de edad la tasa de desocupación es de 14,4% de la PEA correspondiente. Más aún, se trata de un fenómeno que afecta duramente a los jóvenes del área urbana del país, donde este indicador se eleva hasta el 16,1%.

El fenómeno de la desocupación, vale la pena añadir, también resulta particularmente crítico para el caso de las mujeres. Es así que mientras la tasa de desempleo de los hombres es de 4,7%, la de las mujeres es de 9,7%. Teniendo en cuenta que la tasa de desocupación de las mujeres entre 19 y 24 años es de 18,8%, nuevamente queda claro que el flagelo del desempleo afecta principalmente a la juventud.

La encuesta también muestra un claro deterioro de las condiciones de quienes se encuentran ocupados. Es así que en el último año el número de trabajadores asalariados en el país disminuyó en un número equivalente a 13.133 personas. La afectación más grande está en el caso de los trabajadores de las empresas privadas, habida cuenta de que en este segmento se eliminaron 15.066 puestos de trabajo en un año, cifra que no pudo ser compensada por el incremento del empleo gubernamental y de los otros empleadores que contratan fuerza de trabajo asalariada. Esto ha obligado a que cada vez más panameños y panameñas se hayan tenido que refugiar en la informalidad, lo cual explica que el número de trabajadores por cuenta propia se haya visto elevado en aproximadamente 6,0%, siendo además un hecho que el total de trabajadores familiares no remunerados se expandió en 15,2%.

Los tipos de ocupaciones donde las pérdidas de puestos de trabajo han sido más agudas, son las siguientes: empleados de oficina (5.218), trabajadores no calificados (3.685) y en menor medida los trabajadores de los servicios y comercio (671). Desde el punto de vista sectorial, llaman la atención la pérdida de puestos de trabajo en la industria manufacturera (3.840), las actividades de recreación (3.071), así como en las actividades financieras y de seguros (1.589).

Es claro, entonces, que la situación externa, el agotamiento del patrón tradicional de acumulación, junto a la notable incapacidad del actual gobierno, están generando un creciente y doloroso problema de empleo para nuestra población.

Deja un comentario