Un alcalde que deshonra al PRD

0
520
José Luis Fábrega en tiempos de campaña electoral.

Por Alberto Velásquez
Periodista y relacionista público

El Tribunal Electoral de Panamá admitió una solicitud de revocatoria de mandato interpuesta contra la gestión administrativa del alcalde de la principal ciudad de este país, José Luis Fábrega, mejor conocido en los corrillos populares como “El hombre del tanque de gas”.

El hecho es insólito, pues nunca fue presentada una solicitud semejante para desbancar al burgomaestre de la ciudad de Panamá, pese a que sus antecesores en ese cargo público fueron criticados por sus pésimas administraciones y ser los responsables de las inundaciones en la metrópoli, en cuyas calles colocaron innumerables bolas ornamentales de concreto que obstaculizan el tránsito.

Es necesario recordar que, desde el primer momento, el flamante alcalde propuso realizar proyectos faraónicos de poca o ninguna utilidad en la metrópoli Además, tuvo actuaciones públicas inconsistentes ante quienes le dieron el voto en los comicios generales en 2019. Muchos electores se sienten decepcionados por la falta de obras municipales de impacto social y económico en la población. .

En las elecciones generales consiguió que integrantes del Partido Revolucionario Democrático (PRD) y otras organizaciones políticas le otorgasen más de 173.000 votos en las urnas. Por ese motivo, la admisión de un proceso de revocatoria de mandato en su contra, tiene que avergonzar a muchos copartidarios serios y honestos, decepcionados por el incumplimiento de las promesas de campaña electoral.

Las mentiras y la deshonestidad, han contribuido a enterrar las posibilidades de nuevos triunfos del PRD en materia electoral. El Partido fue fundado por Omar Torrijos en 1979 para salvar de la pobreza al país, pero dentro de un marco de honestidad y activa participación ciudadana en el ámbito democrático.
;
Diversas organizaciones han iniciado los trámites para poder defenestrar a José Luis Fábrega, el mismo que se ufanaba de invertir millones de dólares en campañas proselitistas. Hoy se le conoce por la obsesión de promover costosos proyectos en playas en las zonas urbanas y la construcción de un mercado donde hay otro similar en funcionamiento.

Es importante que hayan sido iniciadas las diligencias para revocar el mandato municipal y, aunque no se obtengan las 200.000 firmas requeridas para completar ese proceso, habrá sido un buen ejercicio ciudadano tratar de sortear una serie de trabas legales con el objetivo de desalojar al personaje de marras del edificio Hatillo, sede de la Alcaldía del Distrito Capital.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here