El Dedo

0
49

El Dedo

Por Niko Jones

  • Alvin Weeden “desnudó” a Willie Cochez en un debate en televisión. Sólo necesitó mencionar algunos negocios de Willie con el Duce Martinelli, para poner en su sitio al inquieto ex embajador en la OEA.
  • Por cierto, Willie le estuvo robando las cámaras a “Gucci” el perrito que algunos escoltas sacaban a hacer sus necesidades, por instrucciones de una viceministra. ¡Pobre gente!
  • Parece que funcionarios actuales aprendieron del ex ministro de Salud, Franklin Vergara, quien enviaba a personal de mantenimiento a hacer trabajos a su casa, y ni la sopa les daba.
  • A Varela no le gustó el cuento del baile del perrito y le pidió a la viceministra su renuncia. Y la pegunta obligada es: ¿seguirá siendo Gucci la estrella canina del barrio, como Scooby-Doo?
  • ¡La gente ruin y canalla no irá al cielo!, lo dijo el Papa Francisco, quien rechaza la opulencia de los saqueadores de las arcas del Estado que vacían los bolsillos de los pobres.
  • Se equivocan los que creían que en el Canal de Panamá está el reino de Shangri-La. Allí lo que hay son problemas, y gente rezando para que no reaparezcan grietas en las esclusas. El administrador Quijano tiene la palabra.
  • Y hablando en las áreas revertidas, el cerro Ancón el asta de la bandera está rodeada por una cerca. Sólo falta poner allí el letrero de “no trespassing”, como en tiempos del Gold Roll y el Silver Roll, y que nadie llore.
  • La Procuraduría General ha invitado a atreverse a denunciar delitos, a favor de la Justicia, pero aquellos que se llevaron un gran botín en la administración pasada, están tomando saoco y rum & coke en las playas de Miami.
  • Si alguien abre en Panamá una Locademia para idiotas recogería a muchos locos fuera de la papa que preguntan y repreguntan ¿dónde está lo mío, Varela?
  • En el PRD suenan vientos electorales, pero si Omar Torrijos viviese, habría preguntado molesto a los que andan corriendo y formando nóminas: ¿elección, de qué, de qué?
  • Antes de 1968, había en Panamá un matrimonio entre políticos corruptos, malos curas y una Policía que seguía el sonido de la caja registradora. A eso lo llamaban “democracia”, y hoy dicen que ello conviene al país. ¡Qué bárbaros!
  • Si se dejan quitar lo conquistado en el Canal, bien pendejos serán los panameños, repetía Omar a los ingenuos. Solía decir que el imperialismo es tramposo, y que los oligarcas que siguen su ejemplo no tienen ni alma ni escrúpulos.
  • Torrijos no quería una Educación para formar a waiters, sino a estadistas y profesionales. Hoy, el sistema educativo está a la deriva y sin brújula.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here