La ICM se solidariza con SUNTRACS tras sanciones del sector bancario

Declaración del Presidium de la ICM ante la situación surgida en Panamá.

0
78
Directivos de la CIM declaran su apoyo al SUNTRACS.

El Presidium de la Federación Internacional de Trabajadores de la Construcción y la Madera (ICM), reunido en Ginebra el 14 y 15 de febrero de 2024, expresa un apoyo pleno/inquebrantable y solidaridad con el Sindicato Único Nacional de Trabajadores de la Construcción y Similares de Panamá (SUNTRACS) mientras luchan por defender su tierra y sus empleos, así como su libertad de existir y operar. Esta lucha es contra la concesión minera ilegal de 40 años que está destruyendo empleos, comunidades y el medio ambiente, y ante las medidas represivas de ataque a los sindicatos que SUNTRACS y sus líderes están enfrentando.

Apoyamos plenamente a SUNTRACS en su lucha por mantener principios y derechos fundamentales, su derecho a operar y a protestar.

Después de dos meses de lucha, iniciada en 2023 y llevada a cabo por SUNTRACS junto con varios grupos del país – incluyendo sindicatos, estudiantes, pueblos indígenas, campesinos, profesores, sindicatos de salud, profesionales y ambientalistas unidos  en defensa de la Soberanía del Estado, el Ambiente y  la vida humana  en contra de la Ley 406, que otorgaba el Contrato Minero a una empresa extranjera, fue declarada inconstitucional por la Corte Suprema de Justicia de Panamá.

Sin embargo, la represalia y represión contra SUNTRACS y sus líderes continúa. El sector bancario, en particular, con el Banco Estatal panameño ‘Caja de Ahorro’ al frente, decidió cerrar las cuentas de SUNTRACS debido al papel vital que el sindicato ha jugado y sigue jugando en la lucha del pueblo panameño por defender sus recursos nacionales y soberanía de ser entregados a una empresa extranjera privada.

El cierre de la cuenta bancaria es extremadamente grave ya que impide que SUNTRACS opere libremente. Como tal, representa un grave ataque a derechos sindicales fundamentales como la Libertad de Asociación y el Derecho a la Negociación Colectiva, consagrados en los Principios y Derechos Fundamentales en el Trabajo de la OIT (Convenios 87 y 98), entre otros derechos humanos fundamentales.

La ICM se mantiene firme detrás de SUNTRACS en su lucha continua contra las amenazas impuestas por el sector bancario para limitar el derecho de SUNTRACS a operar, combinado con amenazas a la vida y persecución judicial de sus líderes y activistas.

Solicitamos que el sector bancario deje de atacar el derecho de SUNTRACS a operar. Nos solidarizamos con SUNTRACS en su lucha por defender el medio ambiente y los derechos de los trabajadores en Panamá contra la codicia corporativa.

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí