Costa Rica contra las cuerdas ante aumento de casos de Covid-19

0
63
Paciente con Covid-19 en Costa Rica.

Por David Carrasco
Director de Bayano digital

El acelerado aumento de casos de contagios de Coronavirus (Covid-19) ejercer presión sobre el menguado sistema de Salud de Costa Rica, cuyo gobierno se encuentra contra las cuerdas y muestra señales de agotamiento.

El 28 de abril, Costa Rica registró una cifra récord desde que inició la pandemia, con más de 2.780 casos nuevos de Covid-19 y 15 fallecidos. Debido a ello, el ministro de Salud, Daniel Salas, anunció nuevas restricciones sanitarias, así como el debate de una la Ley General de Salud que permitiría a la Policía ingresar a propiedades privadas y poner fin a fiestas, espectáculos y recepciones.

Los datos de contagio en región del Valle Central, compuesta por 45 cantones, representan el 68 por ciento de los casos confirmados la semana anterior, lo que revela la necesidad de tomar medidas urgentes para aplanar la curva de contagios. Esas medidas no incluyen a las escuelas que seguirán abiertas.

De hecho, movimientos sociales han propuesto al gobierno de Carlos Alvarado seguir el camino de Panamá, que solicitó el apoyo de médicos cubanos para atender a los enfermos y descongestionar los hospitales. Sin embargo, sectores conservadores se resisten a dar ese paso, en medio de la difícil situación sanitaria en la que quedan pocas camas disponibles en Unidades de Cuidados Intensivos.

La Unión Médica Nacional (UMN) llamó al gobierno costarricense a actuar en concordancia con la gravedad de la situación que vive hoy Costa Rica y exigió medidas inmediatas para la contención del incremento de casos de Covid-19, antes de que el problema epidemiológico se vuelva inmanejable.

En carta al presidente Carlos Alvarado y al ministro de Salud, Daniel Salas, los integrantes de esa agrupación les solicitaron la suspensión de las clases presenciales desde preescolar hasta universidades por los meses de mayo y junio.

EL presidente Alvarado no descartó la posibilidad de endurecer aún más las medidas sanitarias, al afirmar que Costa Rica vive el peor momento de la pandemia de Covid-19. Añadió que “si esta pandemia de 14 meses, que es lo que llevamos, ha tenido un momento duro es hoy. Es ahora. Y ahora es el momento en que tenemos que seguir de manera más cercana las restricciones”.

Situación generada por la pandemia

Desde el inicio de la pandemia, Costa Rica tiene 243.167 casos confirmados de Covid-19. De ellos, se han recuperados 201.784 personas y 3.186 han fallecido.

El 6 de marzo de 2020 fueron confirmados los dos primeros casos de Covid-19 en Costa Rica: una turista estadounidense, cuya pareja tuvo contacto con un caso confirmado en los Estados Unidos. El 20 de marzo, la mujer, así como su esposo, fueron dados de alta y habilitados para regresar a su país de origen.

El 7 de marzo 2020, el gobierno costarricense adoptó medidas de contención de la velocidad de contagio de la pandemia. Esas medidas se han concentrado, de forma cada vez más progresiva, en restricciones de contacto físico que persiguen reducir el ritmo de crecimiento de contagios. El uso de la mascarilla se hizo obligatorio.

Pese a ello, la deteriorada economía costarricense encara el desafío de muevas restricciones sanitarias. En ese contexto, trabajadores de negocios cerrados debido a la pandemia, podrían enfrentar suspensión de sus contratos por seis días, según las disposiciones gubernamentales. El elemento de la incertidumbre laboral genera dudas sobre los planes de recuperación económica y su efectividad a corto plazo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here