Rogelio Sinán, el titán de la literatura panameña

0
30
Rogelio Sinán. (Foto: Diario Panamá América).

Redacción de Bayano digital

Rogelio Sinán, uno de los más excelsos escritores latinoamericanos nacido en tierras panameñas, habría cumplido 115 años de edad en 2017. Su desaparición física, acaecida en 1994, dejó un enorme vacío en el mundo de las letras. Bayano digital recuerda en esta edición hechos sobresalientes de la vida del ilustre intelectual, novelista, cuentista y dramaturgo de grandes quilates.

¿Quién fue Rogelio Sinán y por qué su nombre ha trascendido fronteras a lo largo del tiempo?

La pregunta es válida y debe ser respondida con propiedad, a beneficio de las actuales y futuras generaciones, ya que el escritor es un referente en el ámbito de la Cultura y el desarrollo de la panameñidad, así como de los valores de la identidad nacional. Rogelio Sinán es un baluarte de la defensa del concepto de lo panameño y de la soberanía de Panamá sobre su territorio, y un formador de juventudes orgullosas de su destino.

Grande en la literatura nacional, Sinán conquistó múltiples premios y reconocimientos debido a obras literarias inmejorables. Su verdadero nombre era Bernardo Domínguez Alba. Nació en la Isla de Taboga, en el Pacífico panameño, el 25 de abril de 1902.

Realizó sus estudios universitarios en Chile, la Universidad de Roma, Italia, y en la Universidad Autónoma de México. Fue Profesor de Español en el Instituto Nacional de Panamá y de Arte Dramático en la Universidad de Panamá. Primer Secretario de la Embajada de Panamá en México. Además, fungió como cónsul de Panamá en la ciudad de Calcuta, la India, en 1938.

Asimismo, fue Director del Departamento de Bellas Artes y Publicaciones del Ministerio de Educación en Panamá.

En un período de dos años (1946-1947), editó la colección de libros Biblioteca Selecta, la cual obtuvo un éxito resonante. Se desempeñó varias veces como integrante del jurado en el Premio Casa de las Américas, en La Habana, Cuba, uno de los más importantes y significativos galardones de la literatura hispanoparlante.

Ganador de múltiples premios en el ámbito nacional e internacional, entre ellos Premio Interamericano de Cuento, auspiciado por el periódico El Nacional de México (1949), Premio Nacional Ricardo Miró en la categoría novela (1943), por su obra Plenilunio, Premio Ricardo Miró en Poesía (1949), con su obra Semana Santa en la Niebla, Premio Ricardo Miró en la categoría de novela con otra de sus obras “La Isla Mágica” (1977), la cual dedicó a la Isla de Taboga, conocida como “La Isla de las Flores”.

Sinán fue integrante de la Academia Panameña de la Lengua. En el transcurso del tiempo, obtuvo las tres más importantes condecoraciones que confiere el Gobierno de Panamá:

-Orden Vasco Núñez de Balboa.
-Orden Manuel Amador Guerrero.
-Orden Manuel José Hurtado.

La Universidad Nacional de Panamá, la más antigua y famosa del país le otorgó un Doctorado Honoris Causa el 27 de julio de 1989 y el Gobierno Cubano lo distinguió con el Premio Alejo Carpentier.

Sus cuentos han sido publicados en diversas antologías dentro y fuera de Panamá, por ejemplo: Antología del Cuento Hispanoamericano, editada por el chileno Fernando Burgos, y la Editorial Porrúa, una de las más importantes de México. En la edición del 2006 aparece como el segundo representante de más de 80 autores Latinoamericanos de Panamá, junto al también escritor Enrique Jaramillo Levi.

Otro libro en el que aparece su obra, es Cuentos Panameños antología de la narrativa panameña contemporánea de la Editorial Popular de Madrid, España, con selección y presentación del escritor panameño Enrique Jaramillo Levi, en 2004.

Rogelio Sinán es también conocido como el maestro que introdujo el Movimiento de Vanguardia en Panamá, con sus poemas y cuentos. Un verdadero maestro, según afirman escritores y personas que lo conocieron, un hombre que solía leer uno o más libros al mismo tiempo, que ayudaba a sus colegas y amantes de la literatura, que impartía sus conocimientos a otros y que dejó un legado literario de incalculable valor en el mundo de las letras.

La Isla de Taboga, que inspiró a Rogelio Sinán.

Algunas de sus obras literarias son:

Poesía: Onda, Incendio, Semana Santa en la Niebla, Saloma sin salomar y Poesía completa de Rogelio Sinán.

Cuentos: A la Orilla de las Estatuas Maduras, Todo un Conflicto de sangre, Dos aventuras en el lejano Oriente, La Boina Roja y cinco cuentos, Los Pájaros del sueño, Cuna Común, Cuentos de Rogelio Sinán, Homenaje a Rogelio Sinán Poesía y Cuento, El Candelabro de los malos ofidios y otros cuentos.

Novela: Plenilunio y La Isla Mágica.

Teatro Infantil: La Cucarachita Mandinga, Chiquilanga y Lobo go home.

Ensayo: Los valores humanos en lírica de Maples Arce.

Falleció en la Ciudad de Panamá el 4 de octubre de 1994, En su honor, hay dos premios: Premio Centroamericano Rogelio Sinán y la Condecoración Rogelio Sinán.

A Continuación, ofrecemos uno de los poemas pocos conocidos del eximio poeta y escritor panameño:

Balada del seno desnudo

Por Rogelio Sinán

¡Mangos!… ¡Mira!… ¡Tantos!…
¡Oh!… ¡Uno maduro!…
(¡Dio un salto… y salióse
su seno, desnudo!)

¡Yo salté del árbol!
¡Upa!… ¡Tan!… (¡Qué rudo!)
¡Por mirar de cerca
su seno desnudo!

¡Me miró asustada!
¡Cubrió… lo que pudo
y… huyó…! ¿Qué robaba?
¡Su seno desnudo!

Lejana…, lejana…
me envío su saludo.
(¡Yo seguía mirando
su seno desnudo!)

¡Perfume silvestre
de mangos maduros!,
¿por qué me recuerdas
su seno desnudo?…

No hay comentarios

Deja un comentario