Realidad económica y los desafíos de Panamá

0
476
Panamá mantiene una economía de contrastes, pese a sus altos ingresos respecto a otros países latinoamericanos.

Bayano digital presenta a sus lectores el resumen condensado de un extenso informe elaborado por el economista Aristides Hernández, presidente de AIH Capital y de Latin Consulting Co, y Eloy Fisher, director de ACUACLARA, quienes examinan las cifras oficiales para anticipar el panorama de 2018. En este resumen, han sido omitido los cuadros y citas que aparecen en el documento original.

La economía mundial creció 3.6% en 2017 y se expandirá 3.7% en 2018. Otra vez, los países emergentes y en desarrollo lograron mejores resultados en 2017, sobre todo China e India. Para 2018, se prevé también un mayor dinamismo en el conjunto de los países emergentes y en desarrollo (4.9%). Por el contrario, para las economías avanzadas, que crecieron 2.2% en 2017, se espera un menor auge económico en 2018 (2%)

Luego de dos años con números rojos, la economía de América Latina y el Caribe creció 1.3% en 2017. Para el 2018, se espera un crecimiento de 2.2%. En 2017, la dinámica del crecimiento fue liderada por Panamá (5.3%), República Dominicana (4.9%) y Nicaragua (4.9%). Para 2018, se espera que estas tres naciones continúen a la cabeza del auge económico. Debido a la débil economía de la Región, el desempleo se ubicó en su punto más elevado de la última década y la deuda pública muestra señales de deterioro.

Situación de Panamá

Panamá se encuentra entre los 10 países del mundo con peor desigualdad, según el Banco Mundial.

A pesar del robusto crecimiento económico de Panamá, las tasas no son suficientes para mantener la estabilidad macrofiscal a mediano plazo. En efecto, el 2017 se convirtió en el cuarto año consecutivo con aumentos marginales en el desempleo (6%) y con deterioro relativo en la relación de la deuda del Sector Público No Financiero (SPNF) respecto al Producto Interno Bruto nominal (aproximadamente 40%).

De acuerdo a cifras oficiales, durante los primeros tres años y medio de la administración del presidente Juan Carlos Varela, la deuda del SPNF aumentó $5,827 millones. A la deuda del SPNF se suman otros compromisos financieros, como la deuda de las entidades que fueron separadas del SPNF ($2,212 millones), los proyectos llave en mano ($1,413 millones) y las cuentas por pagar por fallos arbitrales ($94.8 millones). Otros pasivos del Estado están asociados al déficit actuarial del programa de Invalidez, Vejez y Muerte de la Caja del Seguro Social, que ascendía a $13,613 millones en 2015, si bien la entidad mantiene reservas por el orden de $6,000 millones.

En 2017, los precios al consumidor se mantuvieron estables en Panamá (0.5%). A pesar de lo anterior, existe una gran preocupación por el fuerte aumento de los precios de las viviendas. De acuerdo a cifras de la Cámara Panameña de la Construcción, en enero 2015, el precio promedio por metro cuadrado de las viviendas en la ciudad capital se ubicaba en $1,700 y, en junio 2017, en $2,050. Es decir, se incrementaron 20.6% durante estos 18 meses.

Para el 2018, no se prevén cambios importantes en el comportamiento de la economía panameña. El impacto de las relaciones de Panamá con China Continental, la nueva variable económica, dependerá de cuanto se prepare el Estado para aprovechar los beneficios que puede generar el gigante asiático.

Uno de los principales retos que tendrá Panamá en 2018, un año preelectoral, será cumplir con el tope que establece la Ley de Responsabilidad Fiscal y Social. Reformar una vez más esta Ley en 2018 pondría en riesgo el grado de inversión que tiene el país.

Economía panameña creció 5.4% en 2017 y se expandirá 5.6% en 2018

La economía de Panamá creció 5.4% en 2017 y se expandirá 5.6% en 2018, son los cálculos de Latin Consulting, AIH Capital y Aguaclara Inversiones y Consultores.

En 2017, las actividades que sostuvieron el crecimiento económico fueron los puertos, el Canal de Panamá, la construcción, la inversión pública y el gasto público. Otras actividades como el sector agropecuario, la industria, el comercio, el turismo, bienes raíces, servicios públicos, la banca y las apuestas arrojaron resultados modestos. La pesca y los servicios domésticos presentaron números rojos el año pasado.

Empleo y deuda pública se deterioran en Panamá

A pesar del robusto crecimiento económico de Panamá, las tasas no son suficientes para mantener la estabilidad macrofiscal a mediano plazo. En efecto, el 2017 se convirtió en el cuarto año consecutivo con aumentos marginales en el desempleo (6%) y con deterioro relativo en la relación de la deuda del Sector Público No Financiero (SPNF) respecto al Producto Interno Bruto nominal (aproximadamente 40%).

De acuerdo a cifras oficiales, durante los primeros tres años y medio de la administración del presidente Juan Carlos Varela, la deuda del SPNF aumentó $5,827 millones. En junio 2014, la deuda del SPNF sumaba $17,639 millones y en noviembre de 2017, ascendió a $23,466 millones, un incremento de 33% durante este periodo.

A la deuda del SPNF se suman otros compromisos financieros del Estado. Hasta octubre de 2017, la deuda de las entidades que fueron separadas del SPNF sumaban $2,212.3 millones, la deuda de los proyectos llave en mano $1,413.2 millones y las cuentas por pagar por fallos arbitrales $94.8 millones. Otros pasivos del estado panameño están asociados al déficit actuarial del programa de Invalidez, Vejez y Muerte de la Caja del Seguro Social (CSS), que ascendía a $13,613 millones en 2015, según información de la CSS.

Precios de las viviendas alteran al mercado

En 2017, los precios al consumidor se mantuvieron estables en Panamá (0.5%). A pesar de lo anterior, existe una gran preocupación por el fuerte aumento de los precios de las viviendas. Según la Cámara Panameña de la Construcción, en enero 2015, el precio promedio por metro cuadrado de las viviendas en la ciudad capital se ubicaba en $1,700 y, en junio 2017, en $2,050. Es decir, se incrementaron 20.6% durante estos 18 meses.

Prudencia fiscal

Para el 2018, no se prevén cambios importantes en el comportamiento de la economía panameña. El impacto de las relaciones de Panamá con China Continental, la nueva variable económica con que cuenta la nación istmeña, dependerá de cuanto se prepare el Estado para aprovechar los beneficios que puede generar el gigante asiático. La inversión extranjera y actividades económicas como el turismo, podrían ser los primeros beneficiados con las nuevas relaciones diplomáticas.

Un importante desafío que tendrá Panamá en 2018, un año preelectoral, será cumplir con la Ley de Responsabilidad Fiscal y Social, que impone un tope de déficit al SPNF respecto al PIB nominal. Las tentaciones para reformar esta Ley en 2018, para aumentar el déficit fiscal, son latente, pero pondrían en riesgo el grado de inversión que tiene el país desde el 2010.

Panamá vista desde afuera

Desde la perspectiva internacional, Panamá ocupa la posición 60 entre 188 países en Desarrollo Humano, de acuerdo con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo. En Facilidad para Hacer Negocios (Doing Business), se encuentra en la posición 79 entre 190 naciones, según el Banco Mundial. En Libertad Económica, se encuentra en la posición 54 entre 180 naciones, concluye la Fundación Heritage. En corrupción, es calificada como una nación con alta percepción de corrupción por Transparencia Internacional (posición 87 entre 176 países). Panamá se encuentra entre los 10 países del mundo con peor desigualdad, según el Banco Mundial.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here