La visita de Putin a Siria es “un choque para Occidente”

0
24
Presidente ruso Vladimir Putin en Siria. (Foto: © Sputnik/ Mikhail Klimenev).

La visita del mandatario ruso a Siria, para dar personalmente la orden de la retirada parcial de las tropas, es un gesto para los que dudaban de Rusia, según un politólogo ruso. Moscú logró su objetivo principal en Siria a pesar de todas las predicciones oscuras desde el extranjero.

Sputnik

“El presidente de Rusia puso el punto final a Daesh. Los grupos armados más competentes han sido derrotados por el Ejército sirio, las Fuerzas Aeroespaciales rusas y los voluntarios iraníes (…) La fase siguiente, creo, será la de la tregua, del arreglo pacífico y la búsqueda de compromisos”, valoró Araík Stepanián, miembro de la Academia de Problemas Geopolíticos rusa.

Al mismo tiempo, el papel de la coalición internacional liderada por EEUU ha sido mínimo y también se diferenciaba mucho de la operación rusa.

Moscú “realmente golpeó al terrorismo”, salvó la integridad del Estado sirio y la legitimidad de su poder, así como “empujó a las partes opositoras hacia la mesa de negociaciones”, agregó en un comentario para Sputnik.

En cuanto a la retirada de las tropas, el experto supuso que una parte de las Fuerzas Aeroespaciales se quedará en el país “para los casos de emergencia”. Además, los zapadores continuarán desminando las localidades sirias. También continuarán su trabajo los oficiales del centro de la reconciliación y la Policía militar.

Los países occidentales tratarán de hacer la vista gorda a la visita sorpresa de Putin.

“Para los medios ‘mainstream’, organizar un show mediático, por ejemplo, de una visita del presidente de EEUU a Afganistán, es sólo su prerrogativa. (…) Ahora van a criticar el viaje de Putin o afirmar que el papel de Rusia fue ‘minúsculo’. Una gran parte tratará de callarlo, básicamente”, estimó Stepanián.

El hecho de que el presidente ruso llegara a Siria para declarar la victoria sobre el grupo terrorista Estado Islámico “es un choque para ellos”. Eso quiere decir, que todos los pronósticos de los analistas occidentales sobre “un pantano” o “una trampa siria” para Rusia no se hicieron realidad.

Moscú demostró que incluso con una presencia militar limitada puede alcanzar éxitos importantes, concluyó el experto.

Más información:

La afirmación del ministro de Asuntos Exteriores francés, Jean-Yves Le Drian, de que Rusia “se ha apropiado” de la victoria sobre Daesh ‒grupo terrorista prohibido en Rusia y otros países‒ sí que ha dado a los rusos una razón para reír, escribe la columnista de Sputnik Irina Alxnis.

En opinión del responsable político galo se trata de “una interpretación infundada”, puesto que esta victoria es un mérito de la coalición internacional. Mientras tanto, el primer vicepresidente del Comité de Defensa y Seguridad del Consejo de la Federación de Rusia, Frants Klintsévich, contestó que, antes de hacer semejantes declaraciones, sería necesario examinar un manual elemental de lógica.

Sin embargo, detrás de las cómicas declaraciones para Rusia se esconde una realidad muy triste, destaca Alxnis.

Durante la última década, los países occidentales, liderados por Estados Unidos, han sido capaces de construir un sistema completo de hegemonía sobre el mundo en el que se combinaban y mejoraban mutuamente todos los elementos, desde la economía y la fuerza militar hasta los medios de información.

Durante algún tiempo, este estado de cosas dio la impresión de la omnipotencia de los medios y la propaganda occidentales. Las figuras más importantes de Occidente cada vez se muestran más sorprendidas, nerviosas e incluso un poco ofendidas. Así, claman: “No es así como ocurrió. De hecho, fuimos nosotros quienes derrotamos a Daesh, y Rusia no tiene nada que ver en eso”, opina la columnista.

¿Quién ganó en Siria?

Para Alxnis, este hecho pone de manifiesto que los Estados occidentales entienden el efímero estado de las cosas y se dan cuenta de la pérdida del instrumento más importante de poder y control sobre el mundo.

El canciller francés y el Pentágono pueden repetir a los periodistas y, a través de ellos, al público, que fue la coalición occidental la que doblegó a Daesh, pero esto de ninguna manera afecta el hecho de que Damasco recuperara el control de la mayor parte del territorio del país. Además, Bashar Asad todavía gobierna Siria y todas las personas interesadas en el destino de Oriente Medio vuelan a Moscú para negociar. Esta realidad no puede ser reescrita por las palabras de los altos responsables políticos y los informes de la CNN, concluye la autora.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here