El Dedo

0
53

Por Niko Jones

  • Cuando la Torre Trump fue inaugurada en Panamá, rodeada de aguas sucias, Martinelli estuvo allí para sostener la mano del hombre del copete dorado. Pero ahora que “El Loco” ve la luz a cuadros, su “amigo” (el acosador) lo ignora.

  • Trump sigue obsesionado con los muros fronterizos para alejar a migrantes mexicanos, a quienes considera “parias”. Racismo burdo en un país de inmigrantes, mientras “El Loco” juega “Solitario” y paga canas en la cárcel.

  • Con el peluquín alborotado, el inquilino de la Casa Blanca no perdió tiempo para intimidar. Usó un atentado en Nueva York para exigir al Congreso que frene la inmigración. “Imperante necesidad”, aseguró el impertinente.

  • En el partido Cambio Democrático (CD), fundado por Martinelli, los aspirantes llegaron con serrucho en mano para exigir derechos. Todos quieren un pedazo de la torta y se aprovechan de la lejanía del “enchirolado”.

  • Los lectores insinuaron que luego del viaje a China, Varela irá a ver a los rusos. En otras palabras, habrá chow mein, vodka y arenque ahumado en Palacio. El monje Rasputín no podría estar más feliz. ¡Dasvidania tovarich!

  • Vladimir Putin podría recitar a Juan Carlos la frase del Maestro Po al Pequeño Saltamontes: “El árbol que cae en el bosque sin nadie que lo escuche no hace ningún ruido, y sin embargo cae”. ¡Qué gran sabiduría oriental!

  • Otro gran consejo para el mandatario proviene de jubilados: “no se burle de los viejos, señor presidente”. Poner a los pensionados a hacer filas inútiles, es tocar su dignidad. Nadie justifica la mofa oficial a los ancianos.

  • ¿Cuánto monos peludos contarán en el Valle de Tonosí los agricultores, para ver concluido el programa de riego? El “chanchullo” de la corrupción no debería convertir a los agricultores en congos del sistema judicial.

  • La seguridad pública sigue de capa caída. Como dice la letra de la canción del compositor Pedrito Altamiranda: “ves maleantes con cuchilla, que al pueblo le están robando, y los tongos ni se inmutan… a su ‛chief’ están cuidando”.

  • Cosas para avergonzarse en Navidad: hay más de 50.000 estudiantes panameños reprobados en 2017 en los colegios en materias como Biología, Física, Matemáticas. Sin duda, un revés para las metas del desarrollo en el país.

  • Un tema de reflexión: los partidos políticos tradicionales en Panamá están repletos de veteranos. La juventud está muy desencantada y ausente. Muchos jóvenes prefieren juegos de Nintendo en vez de militancia y lucha social.

  • “Blue Apple” (Manzana Azul) parece marca de perfume, pero también la prueba de que hay algo podrido en Dinamarca. El Ministerio Público y la procuradora general no deben abrir jamás la puerta de la impunidad.

  • Papa Noel no pasará este año por la comunidad de Burunga, en Panamá Oeste. A causa de baches, le rompieron el trineo, le robaron regalos y la billetera, espantaron a los renos y metieron a la señora Claus en un quilombo. ¡Jo!

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here