Los Papeles de Panamá y la guerra híbrida

0
570

Los Papeles de Panamá y la guerra híbrida

Por Cecilio E. Simon E.

Redacción de Bayano digital

  • Los rectores de la política exterior de Panamá no han visto con claridad la base doctrinaria y operativa de los llamados “Panama Papers”.  Ellos pretenden atender, por la vía técnica y diplomática, las distorsiones de la plataforma de servicios offshore y, a las imposiciones y amenazas de Francia, la OCDE y los Estados Unidos. 
  • Sin embargo, la información que llega a Bayano digital ofrece señales de la base conspirativa empleada para la obtención de información de 11.5 millones de documentos, de la firma de abogados Mossack y Fonseca, mediante la ciber inteligencia.
  • El portal elespiadigital.com, especializado en información e inteligencia, relaciona los “Papeles de Panamá” con la guerra híbrida y pone en evidencia el papel de Estados Unidos en las filtraciones.

La publicación resalta que el escándalo de los “Papeles de Panamá” tiene las características inconfundibles de una operación de guerra híbrida, también considerada como una guerra no convencional, centralizada en la red en la que se utiliza a un grupo de diversos actores, aparentemente no estatales que actuaron sin una dirección central, para llevar a cabo un ataque informático que encaja perfectamente con los objetivos de la política internacional, y que no afecta a ninguno de sus agentes económicos en Estados Unidos.

El periodista Y analista político brasileño Pepe Escobar, en su artículo Guerra Híbrida, de Palmyra a Panamá, señala que la “filtración” es una operación de guerra de la información iniciada por la Agencia Nacional de Seguridad de los Estados Unidos (NSA, por sus siglas en inglés), orientada a sus enemigos en el sur y principalmente a los países BRICS.

Los Países BRICS: Brasil, Rusia, India China y Suráfrica representan el 43% de la población mundial FOTO EFE
Los Países BRICS: Brasil, Rusia, India China y Suráfrica representan el 43% de la población mundial FOTO EFE

Vea las revelaciones de Edward Snowden ex agente de la NSA.

Escobar asegura que la NSA se especializa en irrumpir en prácticamente cualquier lugar del mundo, para robar “secretos”, destruir y chantajear selectivamente a “enemigos”, de acuerdo a los intereses del gobierno de Estados Unidos.

Según Escobar los papeles de Panamá encajan perfectamente en la estrategia comercial de los Estados Unidos.  Él asegura que es un recordatorio global: ¡Si no se inscribe en nuestro juego comercial, tenemos tu suciedad! En coincidencia elespiadigital.com, afirma que “los papeles de Panamá advierten que, si se desea participar en la deslocalización, para evitar publicidad indeseada o investigaciones, debe hacerse con un importante bufete de abogados estadounidenses, con estrechos vínculos con el gobierno de Estados Unidos, en lugar de alguna empresa británica o suiza que la NSA puede piratear”.

Los objetivos estratégicos de la guerra híbrida desatados en los Papeles de Panamá son: 1) Atacar a los países BRICS; 2) impedir que Rusia evada, a través de operaciones financieras desde Panamá, las sanciones de Occidente; 3)  poner a la defensiva a sus aliados y adversarios en Sur América; 4) provocar que los depósitos de aseguramiento de capital provenientes de la Unión Europea, sean colocado en el mercado offshore de los Estados Unidos.  

Presidente Obama presenta al equipo económico (a su derecha Crhistina Romer) Foto MARTINEZ MONSIVAIS /AP
Presidente Barack Obama presenta al equipo económico (a su derecha Crhistina Romer) Foto (2008) MARTÍNEZ MONSIVAIS /AP

Es importante destacar que el cuarto  objetivo (provocar que los depósitos de aseguramiento de capital provenientes de la Unión Europea, sean colocado en el mercado offshore de los Estados Unidos), se confirma en el informe de la historiadora de la Universidad de Berkeley profesora Christina Romer, nombrada por el presidente Barack Obama para presidir su Comité de Consejeros Económicos. En sus estudios, ella asegura que, lo que sacó a Estados Unidos de la recesión de los años 30, no fue el New Deal de Roosevelt, ni la Segunda Guerra Mundial, sino la afluencia –a partir de 1936– de los capitales europeos que huían de sus países y recomendó obligar a los paraísos fiscales no anglosajones, a renunciar a sus actividades y desestabilizar a la UE, hasta que los capitales se encaucen hacia los paraísos fiscales del Reino Unido, Holanda, Estados Unidos e Israel.

Como resultado de ello, el presidente Obama, basado en lo que se ha dado en llamar la doctrina Romer, fijó su política económica y actuó para cerrar a todos los paraísos fiscales que no están bajo control de Washington y Londres.

El escándalo de los Papeles de Panamá responde a esa estrategia. Días antes se publicó del anuncio de un esfuerzo conjunto del Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Mundial (BM), la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) y la Organización de Naciones Unidas (ONU) para la implementación de los estándares internacionales en asuntos fiscales.

Obviamente, para favorecer su estrategia de concentrar en su territorio el lucrativo negocio offshore, Washington no suscribirá esos estándares. Así asegurará una contundente victoria en la guerra híbrida desatada contra su competencia en los otros paraísos fiscales, entre ellos incluye a Panamá.   

Ciberataque a Panamá
Estación de ciber inteligencia.

El teatro de guerra híbrida impuesto por los Estados Unidos, para quebrar la competencia de Panamá en el mercado offshore, no puede enfrentar políticas públicas, establecidas con el temor de afectar los  intereses económicos de los poderes fácticos y amicales que sostienen al Órgano Ejecutivo, ni con una diplomacia carente de una estrategia de política exterior coherente.  En este complejo escenario, poco podrá hacer el panel de expertos y el reputado economista Joseph Stiglitz, para garantizar el interés nacional de la República de Panamá.

No hay comentarios

Deja un comentario