Los motivos de la pobreza

0
7
Pobreza en áreas de Panamá.

Pedro Rivera Ortega

Cierto amigo, de cuya sinceridad y buenas intenciones es imposible dudar, una de estas tardes se topó de frente conmigo, desenfundó su viejo colt de argumentos y disparó a boca de jarro, pum, pum: “esos escritos tuyos nadie los lee ni entiende, y no le sirven a los pobres para poner la paila, debemos ser prácticos, compañero, en política debe darse respuesta a la canalla, y para eso lo mejor es trabajar en un programa concreto”, y siguió su camino sin voltear el rostro para no mirar el cadáver, yo, desangrado en el polvo de la incertidumbre.

Al amigo doy razones y motivos. En primer lugar, insisto una y otra vez en lo sabido y que se pretende olvidar: la pobreza es el reflejo de las desigualdades provocadas por la actividad económica basada en la concentración de la riqueza y el despojos. Hasta los economistas menos sabiondos del patio, sobre todo cuando militan en oposición, saturan el mercado informático con cifras e imágenes dantescas de las calamidades sociales provocadas por el modelo de desarrollo en el cual estamos adscritos por razones genéticas y culturales.

Pero los economistas, y menos los políticos salvajes tercermundistas, jamás hablan de las razones biopsicosocioculturales de la pobreza, de las raíces históricas de las desigualdades humanas, de las razones por las cuales los distintos sectores involucrados en los procesos productivos, ricos y pobres por igual, se niegan a modificar un pacto social cuyos antecedentes bien pudo tipificar Charles Darwin si hubiese tenido la oportunidad de comparar sus hallazgos con las teorías económicas de Adam Smith, o si su hubiese sentado en un bar parisino a intercambiar figuritas con Carlos Marx y Sigmund Freud. Por aquellos tiempos, como diría alguien por allí, las condiciones no estaban dadas para sucesos tales.

No hay comentarios

Deja un comentario