Gordon Brown: EEUU engañó a Londres sobre la invasión de Irak

0
1
El ex primer ministro británico Gordon Brown ofrece un discurso en la Universidad de Cardiff, Reino Unido.

El ex premier británico Gordon Brown dice que EE.UU. engañó al Reino Unido sobre la invasión de Irak en 2003, que dejó más de un millón de muertos.

HISPANTV

Brown acusó al Departamento de Defensa estadounidense (el Pentágono) de no compartir una información secreta sobre el supuesto acceso del expresidente iraquí Saddam Husein a armas de destrucción masiva, según recoge el diario británico The Guardian.

El ex primer ministro británico (2007-2010) reveló en su libro “My Life, Our Times” la existencia de un informe secreto de Estados Unidos que planteaba serias dudas sobre si Irak poseía armas químicas. Él dijo que el referido documento había sido retenido por el Gobierno británico.

Brown explicó que se dio cuenta del “crucial” documento después de dejar el cargo.

Londres fue el principal aliado de Washington en lanzar la invasión terrestre en Irak luego de que ambos países acusaran al dictador iraquí de poseer armas de destrucción masiva y tener vínculos con el terrorismo.

Si estoy en lo cierto de que en algún lugar del sistema estadounidense se conocía la verdad sobre la inexistencia de armas (de destrucción masiva) en Irak, entonces no solo estábamos desinformados, sino equivocados sobre el crítico tema”, escribió el ex premier británico Gordon Brown en su libro de memorias.

Un viceprimer ministro del Gobierno británico, encabezado por Tony Blair, ha reconocido la ilegalidad de la invasión de Irak.

Brown, que en la época de la guerra de Irak fungía como canciller británico, afirmó que las autoridades estadounidenses le habían asegurado que “sabían dónde estaban las armas”. “Recuerdo haber pensado en ese momento que era casi como si pudieran darme el nombre de la calle y el número donde estaban ubicadas (las armas)”.

“Si estoy en lo cierto de que en algún lugar del sistema estadounidense se conocía la verdad sobre la inexistencia de armas (de destrucción masiva) en Irak, entonces no solo estábamos desinformados, sino equivocados sobre el crítico tema”, escribió en un extracto de su libro de memorias.

De acuerdo con un informe británico de 6.000 páginas sobre la guerra en Irak, conocido como la Investigación Chilcot, la invasión se apoyó en pruebas de inteligencia “no justificadas” sobre las supuestas armas de destrucción masiva de Saddam.

Tanto las autoridades estadounidenses como las iraquíes opinan que la intervención militar occidental ocasionó una situación persistente de inestabilidad y caos, y abrió las puertas de Irak a terroristas.

No hay comentarios

Deja un comentario