Dispositivos con pólvora amenazan a la niñez panameña

0
13
Juegos pirotécnicos incautados debido a la venta ilegal.

(Redacción de Bayano digital)

El uso imprudente de bombitas, voladores, volcanes y oros productos elaborados a base de pólvora, se perfilan como un problema de Salud Pública y una amenaza para la población infantil en el 2018, tras haber dejado a gran cantidad de lesionados en 2017, prevén profesionales panameños de la Medicina y la Seguridad.

Los registros oficiales en diciembre de 2017, confirmaron que los accidentes causados en Panamá por la inadecuada manipulación de artefactos explosivos desbordó la capacidad de la Sala de Quemados del Hospital del Niño. Así la directora de esa unidad especializada, la Doctora Marvin Corro, ante la proliferación de casos.

De acuerdo con Corro, en esa Sala hay 13 pacientes hospitalizados, mientras que fuera de ese recinto hay otros cinco niños que reciben atención médica. Aclaró que los pacientes presentan lesiones de “graves” a “severas”, lo que demuestra la necesidad de emprender campaña permanente de educación.

“Mientras no existan campañas, esta situación no mejorará, en perjuicio de niños y adolescentes que son los más afectados”, acotó.
El recuento de este centro hospitalario indicó que hasta noviembre fueron atendidos en ese nosocomio 482 casos de pacientes con quemaduras. En 2016, en los 12 meses hubo 512.

La tradición cultural china, arraigada fuertemente en Panamá desde hace más de 100 años, ha contribuido al uso de juegos pirotécnicos, como fuego artificiales de uso industrial y domiciliario para alegrar las fiestas, bodas y espectáculos.

Sin embargo, el mayor riesgo se presenta cuando esos productos son expendidos a niños, sin el consentimiento de sus padres. A partir de esa realidad, aumenta el riesgo de accidentes prevenibles que suelen terminar en quemaduras o en mutilación de extremidades.

Al respecto, el director nacional de la oficina de Prevención de Incendios del Cuerpo de Bomberos, Estirito De Frías, indicó que en Panamá rige una disposición que impide la venta de juegos pirotécnicos a la población infantil y han sido aplicadas multas a diversos negocios que incumplen la ley.

“Lastimosamente, se incrementan las estadísticas de lesionados en este mes, principalmente por la falta de precaución”, comentó

Añadió que “cada año llegan a nuestro país productos pirotécnicos nuevos con más fuerzas y no sabemos utilizarlos”, lo que sugiere la necesidad de una mayor cultura de prevención en este país.

De Freitas sostuvo que hay operadores certificados por el Cuerpo de Bomberos para que gente idónea sea la que manipule y encienda los fuegos artificiales, todos puedan sentirse seguros al presenciar un espectáculo de esa clase en áreas urbanas y rurales.

Deja un comentario