Con apoyo de MarViva en Panamá, jueces de seis países sancionarán pesca ilegal

0
151
Barco pesquero con pesca ilegal a bordo.

Con apoyo de MarViva en Panamá, jueces de seis países sancionarán pesca ilegal

  • En Guayaquil, Ecuador, autoridades y jueces reconocieron la importancia de coordinar esfuerzos para desalentar la pesca ilegal que afecta la sostenibilidad de la pesca en aguas del océano Pacífico.
  • La respuesta en materia judicial es promovida por la Fundación MarViva, la Comisión Permanente del Pacífico Sur (CPPS), con apoyo del gobierno ecuatoriano y la FAO.
  • Se estima que el 50 por ciento de las capturas pesqueras en el ámbito mundial tienen un origen ilegal.

(Redacción de Bayano digital)

La Fundación MarViva y la Comisión Permanente del Pacífico Sur (CPPS) convocaron a jueces y autoridades marítimas, así como administrativas de pesca, de seis países, para que compartan experiencias e información sobre cómo realizan sus funciones para combatir la pesca ilegal.

El evento, desarrollado en Guayaquil, Ecuador, el 28 y 29 de julio, afianzó la discusión sobre normativa nacional e internacional en el tema, desde la perspectiva de los jueces y de las autoridades encargadas del control y vigilancia de la pesca. En ese intercambio de experiencias participaron representantes de Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Panamá, Perú y de la FAO.

La pesca ilegal, no denunciada y no regulada contradice las medidas de conservación y manejos vigentes alrededor del mundo, debido a que agota las poblaciones de peces, destruye los hábitats marinos, distorsiona la competencia, perjudica injustamente a los pescadores legales y fragiliza a las comunidades costeras,

En la reunión en Guayaquil se reafirmó que cada día, en los océanos, hay actos de pesca ilegal, muchos de los cuales nunca llegan a ser castigados. Para combatir ese flagelo ambiental y económico, es necesario mejorar aspectos del proceso judicial en que se persigue, captura, juzga y sancionan a los infractores.

Varios jueces disertaron sobre la prueba y cadena de custodia, cuando realizan su labor de impartir justicia y determinar si debe haber o no castigos. Informaron, además, sobre lecciones aprendidas y casos concretos; respecto a la calidad y solidez del proceso seguido por las autoridades; y sobre los instrumentos o vacíos legales que permiten o impiden decretar una condena.

Por su parte, autoridades encargadas del control y vigilancia de la pesca, la cual en algunos países equivale al llamado guardacostas, explicaron cómo realizan detenciones de responsables de actos de pesca ilegal y cómo recolectan pruebas para demostrar los delitos. Asimismo, fueron divulgados los procedimientos de control y vigilancia, para prevenir la pesca ilícita.

Al respecto, la gerente de Incidencia Política de la Fundación MarViva, Viviana Gutiérrez, señaló que el encuentro de países permite concientizar sobre los delitos de pesca ilegal y la necesidad de realizar más acciones para combatirlos. Destacó que al compartir experiencias, se identifican buenas prácticas aplicadas y se buscan pruebas recolectar en procura de una sentencia idónea.

Julián Reyna, secretario General de la Comisión Permanente del Pacífico Sur (CPPS), detalló que los ecosistemas marinos y costeros “son espacios altamente vulnerables a la depredación o sobreexplotación de especies, cuya sustentabilidad ha sido regulada, o de aquellas especies en peligro de extinción y con prohibición de captura”. El resultado esperado es que los países de la región del Pacífico Sud Este, cuenten con una mayor y más eficiente coordinación directa” contra la pesca ilegal”,

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) estima que la pesca ilegal provoca pérdidas a los Estados por 23.500 millones de dólares anuales.

Deja un comentario