Asia, el continente más golpeado por el cambio climático

0
7
Inundaciones en Asia.

Por Leonardo Boix
Corresponsal desde Londres / El Telégrafo

El cambio climático tendrá efectos devastadores para millones de habitantes de Asia, especialmente para quienes viven en ciudades y poblados costeros, y llevará a conflictos bélicos por disputas territoriales y por el acceso a alimentos y agua potable en las próximas décadas, de acuerdo a un nuevo informe del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC, por sus siglas en inglés).

El reporte, titulado “Cambio Climático 2014: Impactos, adaptación y vulnerabilidad”, destacó que cientos de millones de personas perderán sus hogares por efecto de las inundaciones, la hambruna y el aumento en los niveles del mar en una de las regiones del planeta más vulnerables por el incremento de las temperaturas.

El estudio reveló que en la primera mitad de este siglo los países Reino Unido o Islandia escaparán a los peores impactos del calentamiento del planeta, generado por un aumento en los niveles de dióxido de carbono en la atmósfera.

Por el contrario, las poblaciones que viven en países en desarrollo en bajas latitudes, particularmente quienes residen en zonas costeras de Asia y en ciudades populosas, serán los más afectados.

El reporte fue adelantado por el dominical inglés The Observer y será debatido esta semana por el IPCC en una reunión clave en Yokohama, Japón. Formará parte de una sección crucial en el quinto informe del grupo sobre el calentamiento del planeta. El resto de las secciones será publicado este año.

De acuerdo a los científicos que elaboraron el borrador, millones de personas serán afectadas a consecuencia de las inundaciones costeras, pérdida de tierras y deshielos que aumentarán los niveles del mar. “El mayor impacto se sentirá en el este, sudeste y sur de Asia. Algunos estados pequeños que son islas enfrentarán impactos muy elevados”, subrayó el documento.

Además, puntualizó que las ciudades de esa región se verán muy afectadas. “Presiones por el calor, precipitación extrema, inundaciones costeras y tierra adentro, como también sequías y escasez de agua, presentan riesgos en áreas urbanas con amenazas amplificadas para aquellos que carecen de infraestructura y servicios esenciales o que viven en áreas expuestas”, agregó.

El informe también destacó que el cambio climático reducirá el crecimiento económico, afectará la seguridad alimenticia y desatará “nuevas trampas de pobreza”, especialmente en las zonas urbanas y bolsones donde ya se registra la hambruna.

Dichos problemas harán de esas zonas costeras de Asia “regiones de futuros conflictos y enfrentamientos”, a medida que el planeta se calienta, destacó el reporte.

Columnas de humo irritante, producidas por incendios forestales como consecuencia de sequías y otros factores, ya ahogan a ciudades en muchas partes del sudeste asiático y el problema se acrecentará con el tiempo, continuó el documento del IPCC.

Los científicos también advirtieron que los efectos por el cambio climático se sentirán en otras partes del mundo.

“El cambio climático durante el siglo XXI llevará a un aumento de problemas de salud en muchas regiones. Algunos ejemplos incluyen mayor probabilidad de heridas, enfermedades y muerte debido a olas de calor más intensas e incendios; mayor probabilidad de desnutrición como resultado de una baja en la producción de alimentos en regiones pobres; y una mayor probabilidad de enfermedades por escasez de comida y agua”, subrayó el documento.

Otras crisis potenciales sobre las que da cuenta el reporte incluyen la posibilidad “de una disminución de hasta un 2% por década en la producción de granos esenciales para el consumo humano, como el trigo, el arroz y el maíz, en momentos que la demanda para dichos alimentos -impulsada por un aumento de la población mundial- aumentarán en un 14%”.

El informe destacó, además, que los arrecifes de coral enfrentan una destrucción devastadora a consecuencia del aumento en la cantidad de dióxido de carbono disuelta en el agua de los mares, lo que ha causado que sean más ácidos los océanos.

Según proyecciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), el número de personas que viven en las cuencas fluviales con demanda excesiva de recursos hídricos aumentará extraordinariamente entre 4,3 y 6,9 miles de millones en 2050, con relación a 1995 que eran entre 1.400 y 1.600 millones de habitantes.

La ONU indicó, además, que temperaturas entre 1,9 y 4,6 grados centígrados más cálidas que en el período preindustrial sostenidas durante milenios, causarían a la larga el derretimiento de la capa de hielo de Groenlandia, lo que elevaría el nivel del mar a 7 metros, comparado a lo que aconteció hace 125.000 años.

Deja un comentario